Hace unos días, el sindicalismo cortesano firmó el que es el tercer expediente de despido colectivo llevado a cabo por Banco Santander en los últimos cuatro años. Un expediente que llevará directamente a las listas del paro a 1.100 personas, cargando al Estado los costes laborales de una Empresa que alardea de ser socialmente responsable.

La cabecera Rojo y Negro, como órgano de expresión de la organización a nivel confederal surgida del Congreso de Unificación de 1984, se adopta a partir de diciembre de 1987 (nº 0, si bien el nº 1 se publica en enero de 1988), recuperando una cabecera que ya existía desde 1984 como medio de comunicación de los sindicatos de Málaga de CNT-AIT “aperturistas” y proclives a la reunificación del anarcosindicalismo, dividido desde el V Congreso de CNT en 1979, y de la que se habían publicado tres primeros números en los meses anteriores al Congreso de Unificación de 1984.

Hoy hablaremos de la Ley de Memoria Histórica aprovechando que por estas fechas cumple 10 años. Para ello hemos invitado a:

  • Jacinto Lara, abogado, especializada en Derecho Penal y Derecho Penal Internacional, presidente de la Asociación Pro Derechos Humanos (APDH), uno de los abogados de la querella argentina contra los crímenes del franquismo
  • Charo de la Comisión de Memoria Libertaria de CGT
  • Felisa Echegoyen (Kutxi) - Militante de La Comuna de ex-presas del franquismo, querellada contra Billy el Niño por torturas
  • Iván Aparicio  - Asociación Recuerdo y Dignidad de Soria

Presenta: Jorge del Olmo @SandokaRN

Las distintas leyes de reforma del sistema de Seguridad Social en lo relativo a Pensiones, más allá de garantizar la consolidación de nuestro sistema público, universal y solidario, han supuesto una dinamitación del mismo.

La Confederación General del Trabajo (CGT) ha presentado una denuncia ante la Dirección Territorial de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social en Murcia, en la que pone de manifiesto que en el grupo de empresas Murciana de Asistencia y Emergencias SL, Ambulancias Martínez SL y Ambulancias Levante SL, se están realizando horas extraordinarias que no son computadas, ni pagadas, ni cotizadas  a la Seguridad Social, lo que supondría un fraude millonario a las arcas públicas.

Distribuir contenido