La Seguridad Social incrementa o disminuye las bases de cotización y las cuotas de 2017 de las empleadas del hogar desproporcionadamente

Los cálculos que realiza la Tesorería General de la Seguridad Social para calcular las cuotas de la Seguridad Social de las empleadas y empleados del hogar se hacen aplicando unas tablas que relacionan el salario percibido y las cuotas que pagan las familias. Esta relación no es directa sino que se establece por tramos.

Gabinete de prensa del Comité Confederal de la CGT

El Ministerio de Empleo y Seguridad Social ha convertido el Régimen Especial de Empleados de Hogar en una montaña rusa ya que las bases de cotización de estas personas y las cuotas que las familias pagan se incrementan o disminuye de manera desproporcionada a pesar de que los salarios son idénticos a los de 2016.

En este sentido, las trabajadoras podrán ver reducidas sus bases de cotización en un 34’72% o aumentadas en un 8% en 2017 a pesar de estar percibiendo el mismo salario que en 2016.

CGT cree que la legalidad del sistema establecido para calcular las bases de cotización de las empleadas y empleados de hogar resulta dudosa y de no corregirse tendrá una gran repercusión en posibles prestaciones futuras.

Además, este Régimen Especial no es un lujo sino una necesidad al ser utilizado en gran medida por personas mayores, que requieren cuidados, y no puede consentirse que el Gobierno solo haya subido la pensión en un 0’25% cuando las cuotas a pagar en la mayoría de los casos se incrementan en un 11’62%.

Tampoco tiene sentido la diferenciación en las bonificaciones para estos colectivos que son muy inferiores a las aplicadas en otros regímenes. Pues un trabajador autónomo, para una base de cotización superior (491’10) sumando reducciones, puede llegar a pagar una cuota total de 8’11 €/mes, mientras que el colectivo de Empleados del Hogar, para una base de 477’97, se termina pagando 110’79 €/mes, aplicada ya la bonificación.

Manteniéndole al trabajador o trabajadora el mismo salario que en el 2016, la persona empleadora puede ver incrementada la cuota de la Seguridad Social en 11’62%, o reducida en un 32’53%. Para explicarlo ponemos varios ejemplos:

a) Disminución del 32’53% en cuotas

Abonabas a tu empleado/a en el año 2016 un salario de 180€ por 20 horas mensuales (9€/hora) y cotizabas 55’42€. El trabajador o trabajadora sale perjudicado/a porque su base de cotización ha pasado de 247’07€ en 2016 a 161’29€ en 2017. En total una disminución del 34’72%.

b) Incremento del 11’62%

Partimos de unas condiciones idénticas pero abonamos al trabajador/a 10€ la hora, con un salario mensual de 200€, cotizando 55’42€ en 2016. Al empleado/a se le sigue pagando 200€ durante 2017 pero cotizarás por él o ella 61’86€.

No son ejemplos aislados, se pueden realizar comprobaciones con salarios de 260€ o 430@ en 2016 y se verán incrementos de cuotas en 2017. Y también se pueden tomar salarios de 478€ o 698€ en 2016 y se comprobará la disminución de cuota en 2017.

Contacto CGT en la Tesorería General de la Seguridad Social: Enrique Mateo Lázaro

24·02·2017 · redaccion