Subida de sueldo, oferta de empleo público o tomadura de pelo

En el marco de la política continuista del Gobierno de consolidación de recortes de derechos sociales y servicios públicos, se ha firmado el ACUERDO Gobierno/Sindicatos (CCOO, UGT y CSIF) donde, con el protocolario apretón de manos al ministro del ramo, Montoro, se escenifica el respaldo a un Gobierno que  allana el camino para que el PP encuentre "los socios necesarios" que voten SI  a unos nuevos Presupuestos del Estado antisociales.

CGT - INSS

Convertir en fijos 250.000 puestos de trabajo en tres ejercicios económicos y de postre 1%

Se viste de DIÁLOGO la "legalización" de las políticas antisociales que han llevado a los servicios públicos más esenciales al límite de los recortes y la precariedad. Han sido las continuas movilizaciones de trabajadores y ciudadanía las que junto a Sentencias del TJUE - Tribunal de Justicia de la Unión Europea -  las que han obligado al Gobierno a convertir en fijos-indefinidos, los puestos de 250.000 precarios de escándalo, una medida tan necesaria como tardía. 

El Calendario: El Viernes 31/3 el Gobierno aprobará el proyecto de PGE 2017 que remitirá al parlamento y con los presupuestos  aprobados presentará una Oferta de Empleo Público 2017, sin creación neta de puestos de trabajo.

También la presión de los y las trabajadoras y de la ciudadanía "ha convencido a medias al Gobierno" de que, no se puede seguir con el cierre de centros de trabajo y con traslados forzosos en la Administración General del Estado AGE y se admite "que se cubrirán el 100% de los puestos que han quedado vacantes en 2016", pero únicamente los de aquellos sectores que consideran "prioritarios" lo que supone mucho menos del 30% de los puestos que se han perdido desde 2012. Se tapa con un dedo una sangría de años  que no cura la penuria que  "históricamente" arrastran nuestras plantillas.

Para finalizar con el "dulce", sólo se incrementarán en un 1% las retribuciones de los empleados públicos. Ni media guinda para compensar la pérdida de poder adquisitivo acumulada en los últimos años. Esta ridícula subida se percibirá directamente a partir de Julio en una paga que incluirá los atrasos de este año. 

Mientras, el IPC subiendo, más de un 3% el interanual. Ante esta perspectiva, ante el tan cacareado crecimiento del 3,2%, no se puede aceptar ninguna subida salarial que no incluya la cláusula de revisión salarial. Lo demás es histórico, en el peor sentido del término: volver a cambiar no negociación por la "histórica" negociación/cesión, como ha ocurrido en la primera década del 2000 donde con IPCs desorbitados se han pactado subidas salariales, a piñón fijo, del 2%.

La historia se repite, se reinstaura  un nuevo proceso de pérdida de poder adquisitivo de nuestros salarios. Nada nuevo bajo el sol, de nuevo el parto de los montes ha engendrado un ratoncillo que no llega ni a medio topillo.

SIN MOVILIZACIÓN, NO HAY SOLUCIÓN.

 

02·04·2017 · redaccion