Comunicado de la CGT :

BALANCE DE LA CRISIS EN 2009

Lo que nos espera en 2010, son dos nuevas reformas : reforma laboral y reforma de las pensiones. CGT denuncia los silencios cómplices de una democracia vigilada y controlada por el capital y propone luchar sindical y socialmente para impedirlo.

El poder intenta “acostumbrarnos”, mediante su control mediático, a vivir con la crisis, al lenguaje específico de la crisis, a aceptar de forma natural sus consecuencias reales y a “resignarnos” que el entramado financiero-inmobiliario no asuma las gravísimas responsabilidades que le corresponden en la provocación de ésta su crisis sistémica. Resulta vergonzante, que ahora se nos diga una y otra vez, a la sociedad, a l@s trabajador@s, que lo que necesita la economía española son reformas estructurales y en concreto, la reforma del mercado de trabajo y la reforma de las pensiones.

La reforma laboral que” necesitan y quieren” es la del contrato de trabajo para hacerlo aún más flexible y menos costoso y con la reforma del sistema de pensiones, quieren alargar el período de cálculo para tener derecho a pensión y primar la contributividad (tanto has cotizado, durante toda la vida laboral, tanto cobras). Con ello, lograrán institucionalizar un sistema cada vez más desigual y más injusto, discriminando a millones de trabajador@s donde sus contratos temporales, su alta rotatividad del paro al trabajo y sus salarios mileuristas, les garantizará una “digna” pensión de “beneficencia”-

De esta manera se cargan el doble principio que rige en nuestro sistema público de pensiones, el de universalidad y solidaridad y, se burlan, una vez más, del derecho que exige salarios y pensiones suficientes para todos y todas.

Los datos de la crisis son incontrovertibles y l@s trabajador@s sabemos bien quién la está pagando y sufriendo :

- Los costes laborales del II Trimestre del 2009 (INE) sólo aumentaron un 3,3% en este trimestre, siendo la tasa de crecimiento más baja desde 2005.

- Los salarios medios, así como los costes laborales por hora de trabajo del estado español, son los más bajos de la UE-27.

- Las pensiones medias aún caen más bajo en comparación con la media de pensiones en la UE-27.

- Somos más de 4,2 millones de parad@s a 31 diciembre 2009.

- Existen más de 4,5 millones de contratos temporales vigentes y, eso a pesar de cerca de los 2 millones destruidos desde el 2008.

- Hay más de 11 millones de salarios mileuristas

- El 19,7% de la población residente está por debajo del umbral de la pobreza relativa, aumentando dicha tasa hasta el 28,5% para los mayores de 65 años.

- La protección social en exclusión y vivienda, cae más de 13 puntos con respecto a la protección en la UE-15.

- Cáritas tuvo que alimentar a 800.000 personas durante los 10 primeros meses de 2009, suponiendo 500.000 más que el año anterior.

- Los ricos han aumentado un 30% más su patrimonio empresarial y rentas del capital, durante 2009.

Ante estos datos y estadísticas ¿Cómo se puede plantear este debate de Reforma Laboral y Reforma de Pensiones, como la salida de la crisis, sin realizar un mínimo análisis crítico de por qué estamos así y quiénes tienen responsabilidades directas sociales, políticas e incluso penales ?

Los salarios y los costes laborales, al igual que las pensiones han sufrido un progresivo recorte en el estado español desde hace varias décadas, justo cuando comienza la concertación social y la clase trabajadora deja de plantear conflictos sindicales y sociales. La concertación social desde el año 1978, ha ido reduciendo progresivamente los salarios y el poder adquisitivo, obedeciendo los dictámenes de la disciplina empresarial, ha rebajado significativamente los costes del despido, ha arrebatado al contrato de trabajo cualquier derecho, ha flexibilizado el contrato laboral en todas sus fases (en la entrada al permitir contrataciones no causales, durante la permanencia flexibilizando jornadas laborales y tiempo de trabajo y en la salida reconociendo el despido libre).

La cultura empresarial en este país, con independencia de que Díaz Ferrán, patrón de patronos sea presentable socialmente, representa el tipo de capitalismo actual en el que la única libertad que existe es la del mercado y el beneficio privado empresarial, considerándose que todos los demás derechos democráticos sociales, laborales y civiles son “disfuncionales” para el sistema, para la economía y para su salida a la crisis. Esto no es democracia, sino tiranía del capital, del empresariado, del mercado “libre “y de la clase política y sindical cómplice de este sistema.

Ante este panorama, la política económica del gobierno Zapatero es seguir apostando por un modelo productivo (producir más para consumir más y seguir creciendo). Este modelo ha fracasado, ya que no sirve para la satisfacción de las necesidades básicas de más de un tercio de la población residente en el estado español (alimentación, vivienda, condiciones dignas de vida, pensiones) y se dirige abiertamente al agotamiento de los recursos naturales y a poner en peligro la propia vida en el planeta.

Es hora de finalizar con este vergonzante espectáculo de explotación, marginación, sumisión y silencio cómplice al que nos está sometiendo este sistema capitalista.

L@s trabajador@s, la ciudadanía, tenemos que recuperar nuestra dignidad y nuestros derechos. Para la CGT la única alternativa es la lucha sindical y social hasta conseguir la movilización general de toda la sociedad.«»

Secretariado Permanente del Comité Confederal de la CGT



JPG - 1.2 ko

CGT hace balance de la crisis en el 2009